BLAS INFANTE

Padre de la Patria Andaluza

 

Blas Infante nació en el bello pueblo andaluz de Casares (Málaga), el 5 de Julio de 1885 y murió asesinado por una tropa de la falange bajo la aplicación de un bando de guerra, porque "formó parte de una candidatura de tendencias revolucionarias en las elecciones de 1931 y sucesivos hasta 1936 y se significó como propagandista de un partido andalucista o regionalista andaluz" condena esta, la cual le fue dada 4 años después de muerto.

Blas Infante se crió en una villa de jornalero con sangre morisca andaluza, el Padre de la Patria Andaluza vio pasar el hambre por las calles de su pueblo, y sintió el pesar de la pobreza de su país.

De 1896 a 1900 estuvo interno en el colegio de los Escolapios de la villa de Archidona, pero a los 15 años de edad, el joven Blas tiene que interrumpir los estudios para trabajar de auxiliar en el juzgado de su pueblo. el desastre de Cuba aprieta a la industria madrileña y catalana, y el gobierno centralista no tiene más remedios que crear colonias interiores como Extremadura o Andalucía.

Hasta 1904 no reanuda sus estudios, el esfuerzo de sus padres por el estudio y formación de sus hijos les llevarán a la definitiva pobreza, como se puede comprobar en las cartas que les enviaba su madre y que aún se conservan en la casa de Coria del Río.

Blas prosigue sus estudios en Granada en dos durísimos años cursó toda la carrera de Derecho y algo de Filosofía, ahí toma contacto con otro ingrediente de su futuro nacionalismo andaluz: La Cultura de Al-Andalus.

Ya con 24 años es notario, pero pese a eso no deja de profundizar más si cabe en la cultura andaluza, intenta meterse de lleno en la raíz misma de Andalucía, ejerce en la notaría de Cantillana, asiste al Ateneo de Sevilla, donde por primera vez escucha un discurso andalucista pronunciado por Mario Méndez Bejarano, así se da cuenta de que el Andalucismo estaba lejos de estar muerto.

Se encuentra de cara con el georgismo, así en el Congreso Internacional Georgista que se celebró en la ciudad andaluza de Ronda en 1913 él dijo: "La tierra más fertil de España está cerrada al trabajo","los toros se engordan en las tierras que se niegan a los hombres forzados a emigrar", Blas Infante contacta así con unos de los grandes problemas andaluces, la tierra, secular espina andaluza.

    Blas Infante, al paso del tiempo radicaliza su postura andalucista, pasando del regionalismo en la Asamblea de Ronda (1918) al nacionalismo de la Asamblea de Córdoba (1919), Blas Infante llegó a pedir la independencia plena de Andalucía, él dijo: "Rechacemos la representación de un estado  que nos deshonra (...) Declarémonos separatistas de este Estado (...) que nos descalifica ante nuestra propia conciencia y ante la conciencia de los pueblos extranjeros. Avergoncémonos de haberlo sufrido y condenémoslo al desprecio", este Blas Infante tenía muy poco que ver con el Blas Infante que nos promocionan, totalmente desfigurado y descafeinado, Infante hacía también suyo un dicho de Ganivet: "Más bien hay en la península dos naciones: una, al norte, España; otra al sur, Andalucía".

    Blas Infante empieza a simpatizar con el anarquismo, por eso en el himno nacional de Andalucía, que el mismo Blas Infante hiciera, se dice: "Andaluces: levantaos, pedid Tierra y Libertad..." esta es una tremenda e inusual frases en los himnos de este tipo.

Blas Infante se casa, y se trasladan a Sevilla a vivir, donde funda la Editorial y Biblioteca "AVANTE", en la que publicará alguna de sus obras , pero con motivo de la dictadura de Primo de Rivera,  quedan en suspenso las  actividades andalucistas, permuta su notaria de Cantillana por otra  de Isla Cristina en la costa de Huelva, donde se instala a finales del año 1923.

En ese tiempo realiza su deseado viaje a Marruecos, se traslada al Desierto de Agmat, donde visita la tumba de Al-Motamid, último rey de Sevilla, allí conoció a los descendiente de este monarca andaluz.

Al finalizar la Dictadura consigue trasladarse como notario a Coria del Rio, allí en Sevilla, ya en la 2ª República, constituye las Juntas Liberalistas de Andalucía, Los días 29, 30 y 31 de enero de 1933 la Diputación Provincial de Sevilla, convoca una asamblea de todos los municipios y Diputaciones para la discusión definitiva de un anteproyecto de Bases; actuando como Secretario, José Andrés Vázquez; formando el Padre de la Patria Andaluza, el mismo año en noviembre, candidatura con Eduardo Ortega y Gasset, por la circunscripción de Málaga, donde se presenta como andalucistas independientes.

A instancias de la Federación de Municipios Andaluces, se constituye en el año 1934 una Junta de Acción Andalucista de la que saldría luego una comisión Pro-Estatuto, a fin de propagar el borrador aprobado en la Asamblea de Córdoba.

      En el año 36 y después de las elecciones celebrada en febrero se intensifica aún más la campaña andalucista en pro del autogobierno; Blas Infante es propuesto para la Presidencia de la nueva Asamblea que se celebra el día 6 de julio y a la semana siguiente en Cádiz, tiene lugar en la Diputación, una magna reunión de todos los pueblos de la provincia, después de la cual, se izó solemnemente la bandera nacional de Andalucía en el ayuntamiento de Cádiz; dirigiendo una locución por radio posteriormente en Jerez de la Fra., y el 14 de Julio en Sevilla se repite los actos, colocándose igualmente la misma Bandera en el ayuntamiento sevillano, mientras el himno de Andalucía que sobre una idea musical de Blas Infante, había armonizado el maestro Castillo, se estrena en un concierto de la Banda Municipal a las 7 de la tarde del viernes 10 de julio de 1936, dirigida por el propio maestro Castillo, es decir, tan solo 8 días antes del inicio de la Guerra Incivil, como la llamaba el Padre de la Patria Andaluza.
        Cuando estalla la guerra, Blas Infante permanece desde el 18 de julio de 1936 en su casa de Coria, hasta que el día 2 de Agosto, es detenido y llevado como un delincuente a un cuartelillo de Falange instalado en el Edificio de la cámara Agraria de la calle Trajano de Sevilla, donde pasó 48 horas, hasta ser trasladado a una improvisada prisión o checa, instalada en el cine Jáuregui.

     La noche del 10 de agosto al filo de la madrugada, es conducido hasta la altura del KM.4 de la carretera de Carmona, junto a la linde de la antigua huerta de las Clarisas, donde es fusilado sin piedad, por la aplicación de un bando de guerra que en definitiva era una nueva versión de la ley de fugas.
Blas Infante cae al suelo después de gritar por dos veces

¡¡ VIVA ANDALUCÍA LIBRE !!

 
Revandalus.com 2013